Teatro: ” La Tempestad “

La tempestad (1611) es la última de las obras que se atribuye íntegramente a William Shakespeare. Un texto apasionante en el que el amor y la política conviven como temas principales y en el que el dramaturgo inglés expone su propia filosofía poética. Un homenaje a Shakespeare con música en directo en el que lo cómico y lo trágico, lo bello y lo feo, lo real y lo imaginario se dan la mano y transitan libremente al más puro estilo barroco.

tempestad_cartel.indd
Sinopsis: Han pasado veinte años desde que Próspero fuese desposeído del gobierno de Milán y desterrado junto a su hija Miranda a una isla poblada por criaturas mágicas. Mientras planea la venganza contra quienes le derrocaron, Próspero se ha hecho dueño de la isla y tiene a sus órdenes a Ariel y Calibán, dos seres que viven fuera de la lógica humana y que enseñan a la joven Miranda todo aquello de lo que su padre quiere alejarla. Un día, Ariel desencadena una tempestad mágica en alta mar que trae hasta la isla a Fernando, hijo de uno de los nobles que desposeyó a Próspero de su poder. La aparición del joven y su relación amorosa con Miranda y de conspiración con Calibán precipitan el desenlace.

la tempestad

La Tempestad es uno de los textos más desconcertantes, ricos, maduros, be-llos, poliédricos, ambiguos y desproporcionadamente significativos de la historia de la literatura dramática. La grandeza de su poética hiere del mismo modo que la luz del sol quema la piel, sin tocarla. Dentro de La Tempestad está toda la vida, la que habita fuera del teatro y dentro de él (la obra entera no deja de ser una alegoría sobre la naturaleza misma del teatro).

Compañía: Teatro Defondo. Dirección: Vanesa Martínez. Reparto: Javier Román, Celia Nadal, Maya Reyes, Pablo Huetos  y Vicente Colomar

Teatro Círculo Bellas Artes. C/ Alcalá,42. Sala Fernando Rojas.

Horarios: de miércoles a sábados a las 20hrs. De jueves a domingos a las 18.30 horas.

Precio: 15 euros. De venta en entradas.com

Hasta el 25 de octubre


Te puede interesar

Escribe un comentario