La Torre de Mirabel

La Torre de Mirabel, datada en el siglo XVI, se sitúa en el término de Puentes Viejas, concretamente en Manjirón. Su origen es cristiano y se ubicaba en la aldea de Santillana, esta zona era un enclave fronterizo que delimitaba las posesiones del ducado de Uceda.

La Torre, tenía la función de vigilancia de las dehesas y pastos de la zona, ya que eran objeto de constantes peleas por parte de los dos señoríos. A pesar de su aspecto, no tenía función militar, se piensa que fue levantada con carácter disuasorio.

Su forma es cilíndrica, realizada en mampostería de granito. Cuenta con algún que otro elemento decorativo, como un blasón de caliza, sobre el dintel de la puerta, una moldura que recorre la parte superior y unas almenas piramidales que coronan toda la estructura. En su interior , es totalmente hueca, dividida en dos plantas que se separan por una cubierta de vigas y tablones de madera. La iluminación se realizaba a través de una serie de ventanas.

Te puede interesar

Escribe un comentario