La Parrilla de Juan Adán

Juan Adán es uno de esos cocineros que tanto cuesta y alegra encontrar hoy en día: hecho a sí mismo, experto conocedor de la despensa española y respetuoso hasta el extremo con el producto de calidad. A sus 35 años (lleva 18 en el negocio) ha montado tres restaurantes que el boca a boca a convertido rincones muy concurridos de Madrid. Ahora, y con el objeto de hacer llegar al exigente y cosmopolita público del barrio Salamanca una cocina tradicional de calidad en un ambiente de lo más cuidado, se ha asociado con el hostelero Mukesh Viroomal para convertir la antigua sede del The Grill Club de Jorge Juan en un asador rústico pero actual, en el que disfrutar de las mejores carnes de la capital.

Adán

La carta de la Parrilla, de apariencia sencilla, es una carta muy estudiada, fruto del tesón y del amor por los alimentos de Juan, que cada semana recorre el país en busca de los mejores productos de cada región. En los mercados y mataderos de Galicia escoge personalmente las carnes de vacuno (materia en la que es chef master), pesando y examinando con celo cada pieza; del Cantábrico trae la merluza de pincho, el bacalao y otras delicias marinas; de Navarra las verduras; de Alicante la gamba roja y de Valladolid el cordero. Para las conservas, quesos y embutidos ibéricos, busca siempre pequeños productores artesanos de gran prestigio. Así, en su oferta sobresalen las carnes de vacuno entre las que Juan, como experto conocedor y a diferencia de otros cocineros, distingue entre la de vaca –cuando el animal tiene más de 4 años- y de ternera –cuando tiene menos de 4- y, dentro de éstas, entre cuatro tipos de cortes: lomo alto, lomo bajo, solomillo y chuletón. Todas ellas, al igual que las chuletillas de lechazo, se preparan ala parrilla con carbón vegetal. También destacan pescados como el cogote de merluza a la parrilla, el bacalao al pil pil o el rape a la bilbaína. Para abrir boca cuenta con una gran variedad de ensaladas, raciones tradicionales como croquetas de jamón y de carabineros y un sólido apartado dedicado al producto en estado puro con jamón de Guijuelo, anchoas del Cantábrico, mejillones y berberechos gigantes, yemas de espárragos y quesos españoles, entre otras delicias.

Como gran aficionado al mundo del vino que es, Juan ha seleccionado más de 100 referencias de todas las regiones del país, una colección en la que no faltan los buques insignias de las Denominaciones de Origen más clásicas (Ribera, Rioja y Rueda) ni dignos representantes de otras menos conocidas como Somontano o Jumilla.

Adán 1

La oferta de La Parrilla de Juan Adán se ve (y se huele) nada más entrar al local donde una gran cámara frigorífica con reses, corderos y toda suerte de chacinas recibe al comensal. Al fondo se encuentra el comedor principal, con capacidad para 60 comensales, un espacio arropado por el ladrillo visto en el que predominan las maderas y los colores cálidos y coronado por una moderna parrilla vista donde se exponen, pesan y cocinan en directo las carnes y pescados. En el sótano se ubican dos coquetos salones de 25 y 15 pax. que pueden reservarse para celebraciones y que a su vez actúan como bodega, con estantes repletos de vino cubriendo las paredes. El local tiene también una barra para picotear en la que las barricas de Melquiot, el vino de la casa, actúan de mesa y en la que no faltan las raciones y pintxos de toda la vida.

C / Jorge Juan, 8

Tl: 91 578 01 08

Horario: todos los días de 13:30 a 16:00 h. y de 9:00 a 00:00 h.

Precio medio: 50 €

Te puede interesar

Categorías

Restaurantes y bares

Patricia Soriano

Estudios en Historia del Arte, colaboraciones en páginas relacionadas con el arte o el turismo … y ahora aquí, en Absolut Madrid

2 comentarios

  1.   Nikitha dijo

    Solo esribo para decri q espero que en este proyecto ponga mas ganas que en el resto ya que en Los otros sitios donde ha estado, valecas, villaviciosa de odon, Santa Engracia….. solo llenaba la parte del bar por las tapitas y las croquetas puesto q el resto es carisimo y la calidad deja mucho que desear, aparte de que siemopre tienes que estar muy al loro de la cuenta, xq siemopre te intenta colar algo.

  2.   silvia dijo

    Sitio malo, fuimos un grupo de 17 y nos colaron en la cuenta 15 cañas de más y una copa… para colmo, dijeron que se les había “mojado” la máquina para pasar las tarjetas… deplorable…no volveré…

Escribe un comentario