La nueva estación de Sol

La nueva estación de Sol tendrá 3.000 metros cuadrados de superfície y albergarán las tres líneas de Metro existentes más dos de Cercanías. Las obras se encuentran en su fase final y está previsto que se abra antes del verano. En este tramo de las obras, el diseñador Antonio Fernández Alba, académico de Bellas Artes y de la Española de la Lengua dará un tratamiento museístico a las instalaciones, así por ejemplo una réplica del Reloj de la Puerta del Sol se situará en el vestíbulo de la estación, justo en el mismo lugar en el que se encontraron los cimientos de la Iglesia del Buen Suceso, de ella podrán ver, tras una protección de cristal, nueve bloques de piedra, incluso algunas con balas de cañón incrustadas y se situarán en un lateral, junto al acceso principal a la estación, entre la calle Alcalá y la Carrera de San Jerónimo.
El acceso de la calle Montera será sustituido por otros dos accesos que darán tanto al subterráneo como al Cercanías, igual que está pasando con la salida a Carretas. Mientras que, el acceso entre Arenal y Mayor soló es para entrar al Metro.

estacion-metro-sol

Además, se intalarán escaleras mecánicas para conectar las seis alturas del vestíbulo. Las tres primeras se han construido como una extensión de los vestíbulos actuales del Metro de Sol que se verá, por tanto, ampliado por la zona donde estaban las tiendas. Otro de los aspectos que se encuentra muy avanzado en la obra es la iluminación. Junto al diseño, la macroestación nos traerá también nuevas instalaciones para la policía. Una amplia comisaría, instalada en los niveles 3 y 4 del subterráneo, duplicará la capacidad de la anterior. En definitiva, falta muy poco para que el medio millón de viajeros que utiliza cada día las líneas 1, 2 y 3 de Metro, así como los 248.000 que usan las líneas C-3 y C-4, de Aranjuez y Parla, puedan usar la nueva macroestación.
Te puede interesar

Escribe un comentario