La iglesia de San Manuel y San Benito

La iglesia de San Manuel y San Benito, situada en la calle de Alcalá, y levantada entre los años 1902 y 1910, con Fernando Arbós como director del proyecto, quién la realizo en estilo neobizantino en un solar donado por el matrimonio formado por Manuel Caviggioli y Benita Maurici. Al fallecer el marido, su viuda se comprometió con los Padres Agustinos a levantar el edificio religioso para que fuera el panteón de su marido y el de ella, quienes financiaron el proyecto, y de quienes el proyecto ha tomado la advocación.

La iglesia, es uno de los mejores ejemplos de arquitectura neobizantina (junto con el Pabellón de Hombres Ilustres) de la ciudad. Es de planta centralizada y de cruz griega (de forma octogonal), techada con una enorme cúpula sustentada sobre pechinas, donde se representan los cuatro evangelistas, con una capilla en el ábside y dos en los laterales. Ya en el interior, sobresale la Capilla situada en el lado de la Epístola, donde se encuentra un altar de mármol blanco que guarda los sepulcros del matrimonio Caviggioli. La iluminación se hace a través de unas vidrieras que se enmarcan en una estructura arquitectónica de inspiración islámica.

Su exterior se ha realizado en mármol blanco, y  destacamos la torre, construida como los campaniles italianos de Siena o Venecia, dividida en cuatro cuerpos decorados con pequeñas arquerías y molduras, y que se  remata por un pequeño templete.  Dentro del recinto de la Iglesia existe un espacio que se dedico a la escuela de obreros, que en 1975 fue restaurado por Antonio Arenillas.

En los años de la Guerra Civil, se usó como economato y almacén, convirtiéndose en parroquia en 1965

Te puede interesar

Un comentario

  1. Que bonita iglesia, se la recomiendo a todos. Esta página me gusta mucho. Hay buena información.

Escribe un comentario