La Barra del Cacique

El tapeo de toda la vida y los espacios cuidados pero informales se están imponiendo en la tendencia culinaria de Madrid, y si no, que se lo pregunten a Erika, Romy y Chavi Feldmann, hijos de los dueños del mítico argentino El Cacique. Hace año y medio abrieron en la Plaza Nueva de La Moraleja el asador La Lumbre del Cacique y ahora han inaugurado un coqueto bar en la misma plaza que en apenas dos semanas de rodaje ya cuenta con una numerosa y fiel clientela gracias al boca a boca, a su propuesta gastronómica y al trato atento y cercano que ofrece siempre la familia Feldmann. La Barra del Cacique ofrece una cocina directa y sincera, basada en productos fácilmente reconocibles y en recetas sencillas, bien hechas y bien presentadas, una excelente relación calidad-precio y un ambiente desenfadado y divertido para disfrutar a cualquier hora del día y de la noche.

cacique

Presidido por una gran barra de mármol que le da nombre y por un espectacular mural hecho con cucharas y tenedores, La Barra del Cacique se presenta como un acogedor y elegante multiespacio con mesas altas para picotear entre horas, desayunar o tomar unas copas y mesas bajas con cómodos sofás para comer, merendar o cenar. La carta ofrece tapas y raciones de toda la vida entre las que destacan una estupendas patatas bravas, en su punto y ligeramente picantes, las croquetas caseras de jamón, pulpo a la gallega, su jugosa tortilla recién hecha de patatas, los calamares rebozados, la ensaladilla rusa o sus cazón en adobo. También tienen raciones y medias raciones de ricas chacinas (jamón y lomo ibéricos, cecina de León o queso manchego), ensaladas variadas (la mixta de toda la vida, de pato y lascas de foie o asiática) y tostas y entre los que sobresalen la tosta de anchoa del Cantábrico sobre salmorejo cordobés y la de ali-olí con atún fileteado y la hamburguesa casera de ternera a la brasa. Como no podía ser de otra manera el bar ofrece también platos de cuchara que semanalmente cambian según el mercado y algunas de las ya míticas carnes a la brasa de la Lumbre del Cacique: callos a la madrileña, guiso marinero de chocos, chipirones a la brasa y presa ibérica a la brasa son algunas de la propuestas más contundentes para calentar el estómago esta temporada. Durante el otoño habrá platos de sugerencias, como salteado de setas con huevo poché, Gamba blanca a la brasa o camarón cocido al momento, entre otros.

cacique 1

Para acompañar el picoteo La Barra del Cacique cuenta con una buena selección vinos y espumosos servidos por copas, una gran variedad de cervezas y una selecta carta, para la noche y la tarde, de originales cócteles y destilados Premium, entre los que destacan sus más de siete marcas de ginebras, y nueve marcas de whiskies especiales.

No menos sugerente es su oferta de desayunos y meriendas, con zumos 100% naturales, cafés, infusiones, chocolate a la taza y diferentes opciones tanto internacionales, como el desayuno inglés (con tostada de pan de hogaza, mantequilla y mermelada), francés (con croissant a la plancha con mantequilla y mermelada o jamón y queso) o neoyorquino (pan de molde a la plancha  con jamón, queso fundido, huevo a la sartén, bacón y mostaza) como nacionales, con los churros madrileños o mollete de Antequera con jamón, aceite de oliva y salmorejo andaluz.

cacique 2

La Barra del Cacique cuenta además con dos privilegiadas terrazas que pueden disfrutarse incluso en invierno ya que están equipadas con calefactores y disponen de chales para aquellos clientes que lo deseen.

La Barra del Cacique. C/ Estafeta,2. Plza de la Fuente. La Moraleja

Tl. 916 501 471

Precio medio: 10 – 25 euros

Horario: de lunes a domingo de 8.30 a 2.30 hrs


Te puede interesar

Un comentario

  1.   hilda dijo

    La verdad con una vez tuve para darme cuenta que no corresponde calidad-precio, adémas que el servicio fue pésimo.

Escribe un comentario