Iglesia de San Antonio de los Alemanes

San Antonio de los Alemanes, es una iglesia única en su concepción; un espacio elipsoidal cubierto en su totalidad de pinturas al fresco. Se inscribe dentro del Barroco, entre los reinados de Felipe IV y Carlos II, donde el soporte escenográfico (propio del teatro) era utilizado para envolver a los fieles a desarrollar su espiritualidad, por ello existe un horror vacui, toda la iglesia esta pintada con la historia de San Antonio de Padua, monje franciscano nacido en Portugal y fallecido en Padua.

alemanes

Se comenzo a construir en 1624, bajo el reinado de Felipe III, como complemento al Hospital de Portugueses que había sido creado en 1606 . Ambos estaban dedicados a los portugueses que vivían en Madrid. Tras la independencia de Portugal, la reina madre Mariana de Austria , en 1668, decidió cederla al séquito de alemanes católicos que vinieron a Madrid a acompañar a Mariana de Neoburbo, futura esposa de Carlos II y así el nombre y paso de ser San Antonio de los Portugueses a San Antonio de los Alemanes.

Los artistas que intervinieron en ella fueron el arquitecto Pedro Sánchez, quién tomó su planta en forma de elipse de Bernini y Borromini, aunque fue el arquitecto Francisco Seseña quien dirigió las obras, ayudado por Juan Gómez de Mora, a quien se le atribuye la fachada. El escultor portugués Manuel Pereira, autor de la imagen de San Antonio de Padua con el Niño Jesús del Altar Mayor y el San Antonio de la fachada. Vicente Carducho, pintor italiano que pintó los cuadros del primer retablo y Eugenio Cajés que realizó la pintura de Santa Engracia.

alemanes 2

Hacía 1660 los pintores Francisco Ricci y Juan Carreño de Miranda comenzaban los trabajos de la bóveda. Ricci empezó por los santos portugueses enmarcados en altares fingidos, del primer anillo, pintaba al fresco la columnas salomónicas y los frontones, Carreño de Miranda se dedicaba al tema central de la bóveda: ” La Apoteosis celestial de San Antonio “, donde aparece San Antonio, con su hábito de franciscano, ascendiendo hacia la Virgen, que le espera sobre una nube rodeada de ángeles, para acogerle entre los bienaventurados. A finales del siglo XVII Luca Giordano intervino los muros curvos con escenas de la vida de San Antonio. El retablo mayor, de mediados del XVIII, es obra del arquitecto Miguel Fernández y del escultor Francisco Gutiérrez.

alemanes 1

En 1702, Felipe V concedió la administración del recinto a la Hermandad del Refugio, que había sido fundada en 1615 por el padre Bernardino de Antequera, don Pedro Lasso de la Vega y don Juan Jerónimo Serra, y que por esos años se encontraba sin edificio tras arruinarse su iglesia del postigo de San Martín. En 1887 el exterior fue restaurado por el arquitecto Antonio Ruiz de Salces, quien dio uniformidad al conjunto formado por la iglesia y la Hermandad. En 1972 fue declarado Monumento Nacional.

Iglesia de San Antonio de los Alemanes

Corredera baja de San Pablo, 16

Te puede interesar

Escribe un comentario