Exposición de El Bosco en el Prado

El jardín de las delicias

Una de las exposiciones más esperadas de la temporada llega ya al Museo del Prado. Se trata de la monográfica dedicada a Jheronimus Bosch, El Bosco, uno de los grandes genios de la pintura universal

La exposición , que viene a conmemorar el quinto centenario de su muerte, está formada por las ocho pinturas que se conservan en España, junto a otras obras procedentes de colecciones y museos de todo el mundo, reuniendo así uno de los repertorios más completos del artista

Gracias a Felipe II y su interés por el pintor, en nuestro país se conservan ocho de sus pinturas, seis de las cuales fueron heredadas por el Museo del Prado. Entre ellas destacan los trípticos El jardín de las delicias, la Adoración de los magos y el Carro de heno

A éstas hay que sumar el Camino del Calvario de El Escorial y San Juan Bautista de la Fundación Lázaro Galdiano, y los préstamos del Museo de Arte Antiga de Lisboa, San Antonio y otros procedentes de otras instituciones como el Albertina , el Polo Museale del Veneto de Venecia o la National Gallery de Washington

En la muestra madrileña se incluyen también obras realizadas por el taller del Bosco o seguidores a partir de originales que se han perdido. Otro grupo de piezas, como grabados, miniaturas, relieves o manuscritos, nos ayudarán a poder comprender mejor el ambiente en el que se realizaron las pinturas

El montaje de la exposición es distinto para que se pueda apreciar tanto el anverso como el reverso de sus trípticos, todos ellos articulados en siete secciones. Excepto la primera de las secciones, que nos sitúa en su Bois – le – Duc natal, el resto son secciones organizadas temáticamente (Infancia y vida pública de Cristo, Los santos, Del paraíso al Infierno, El jardín de las delicias, El mundo y el hombre: pecados capitales y obras profanas, y La Pasión de Cristo)

La exposición se podrá visitar hasta el 11 de septiembre

Te puede interesar

Escribe un comentario