De excursión por …. El Palacio de Villena

El Palacio de Villena, en la localidad madrileña de Cadalso de los Vidrios, es un palacio renacentista, con zona ajardinada añadida en el siglo XVI y que recibió la declaración de Bien de Interés Cultural.

El Palacio fue, en origen, la residencia veraniega de Álvaro de Luna (favorito de Juan II de Castilla). Tras la caída en desgracia de este primero, paso al  marqués de  Villena a quien se debe su actual nombre.

El Palacio ha sido protagonista de varios acontecimientos históricos: el alojamiento de Isabel la Católica tras la Jura de los Toros de Guisando y el nacimiento de Luis María de Borbón.

En 1917 sufrió un grave incendio que destruyó la biblioteca y una gran parte del mobiliario, gracias a una iniciativa privada, se reconstruyó.

Arquitectónicamente, el Palacio es de planta rectangular, construido a base de pilares de granito. Diseñado a partir de las tendencias románicas militares. Posee dos fachadas, la del norte con almenas sobre matacanes, y la del sur con una arquería de medio punto, con una influencia renacentista más notable, como la incorporación de las columnas jónicas o la galería con mirador.

Los Jardines, se realizaron en el siglo XVI, pegados al edificio, de estilo español. Su eje central es el estanque de piedra, llevado a cabo en el siglo XX, y se complementa con numerosos elementos decorativos. Hoy en día, son jardines públicos, mientras que el Palacio es de titularidad privada.

Te puede interesar

Un comentario

  1.   Tony monton dijo

    No habéis dado ni una, bueno si, que está en Cadalso

Escribe un comentario