“Belleza encerrada. De Fra Angelico a Fortuny” en el Museo del Prado

exposicion-belleza-encerrada

Las salas dedicadas a las exposiciones temporales se han convertido en una sucesión de gabinetes, ordenados según su amplitud y por los formatos que albergan. En total, estos gabinetes, exponen más de 280 obras que forman un recorrido que analiza los orígenes de las obras en pequeño formato, dando a conocer, además, la colección del Prado más intimista

Desde obras mitológicas, religiosas, retratos, naturalezas muertas, exaltación del poder o la representación de la vida cotidiana, realizadas en cristal, tabla, lienzo, cristal, cobre, hojalata … todas ellas se mezclan en esta exposición para reflejar la ambigüedad de esta Colección tan particular del Museo

En “Belleza encerrada. De Fra Angelico a Fortuny” se exhiben obras que, normalmente se consideran de menor importancia, en comparación con las grandes piezas, como bocetos preparatorios, pequeños retratos, cuadros de gabinete, relieves, esculturas, son ahora las que captan la atención del visitante

La exposición abarca, cronológicamente, todo el arco temporal que abarcan las Colecciones del Prado, desde finales del siglo II d.C., representada por una escultura en mármol de Atenea Partenos, hasta el siglo XX, con obras de Madrazo, Fortuny o Rosales

“Belleza encerrada” es una invitación a observar estas piezas mediante una serie de recursos expositivos “originales” como “ventanas”, cámaras oscuras o el mismo colgado de las obras, a la altura de los ojos para poder contemplarlo y al detalle e íntimamente

La exposición permanecerá abierta al público hasta el 10 de noviembre

 

Te puede interesar

Escribe un comentario